Nuestros fundadores Joan Sala y Jordi Fabregat nombrados socios honoríficos

Dentro de la campaña de captación de socios para apoyar la labor de la ONG, hemos querido que Jordi y Joan fueran socios de honor, no sólo uno más, para que puedan disfrutar también de las ventajas de ser socio de Fisios Mundi.

Así, mediante los diplomas acreditativos que les entregamos el pasado 22 de octubre, Fisios Mundi se complace a nombrar a Jordi Fabregat y Joan Sala, socios de honor de la entidad que ellos mismos fundaron en 1997.

Joan Sala (derecha) es fisioterapeuta, osteópata y psicólogo. Actualmente es profesor en la EUIF Blanquerna (URL) y trabaja en un centro privado propio haciendo fisioterapia asistencial, campo en el que cuanta con años de experiencia.

Jordi Fabregat (izquierda) es también fisioterapeuta, además de profesor del método Feldenkrais y coach.

Ambos fundaron Fisios Mundi en 1997 después de un viaje a la India, en que se dieron cuenta de las grandes carencias que sufrían las personas con discapacidad, como son los afectados de poliomielitis, fluorosis, parálisis cerebral infantil y adulta, hemiplejías, lesiones medulares, amputaciones, y la gran cantidad de enfermedades llamadas "raras". El único servicio que se ofrecía a estas personas en cuanto a rehabilitación era la aplicación de prótesis y ortesis para un mínimo desplazamiento en las casas. Junto a la Fundación Vicente Ferrer empezaron el proyecto actual que todavía desarrolla la ONG en Anantapur de formación de terapeutas para que puedan realizar una atención especializada de fisioterapia en todos estos casos.

Añadir nuevo comentario